Archivo del blog

jueves, 3 de noviembre de 2011

Yo y mi obsesión de querer llegar al cielo..




Qué ganas de volver a sentir tus pies entre los míos, de volver a besar tu pecho sin ningún intermedio ni ninguna camisa, comenzar a besar despacio, todo tu cuerpo, acariciar tus manos, apretarlas, olerlas, oh, como me gustan tus manos, tan grandes y mías, tan fuertes… cogiendo todo mi cuerpo con delicadeza y cariño, sabiendo que soy toda tuya. Tu eres tan mío como yo tuya. Atados, como dos hilos con un nudo que no hay manera de quitarlo. Que no nos separen por nada del mundo, que si tú te vas yo me muero, y si al parecer me muero, eso hará que te eche mucho de menos.
Que mi cama sigue oliendo a ti, y te echa de menos, igual que yo a ti.

4 comentarios:

  1. Que no nos separen por nada del mundo, que si tú te vas yo me muero, y si al parecer me muero, eso hará que te eche mucho de menos.
    me encanta me encanta me encanta <3

    ResponderEliminar
  2. Me he enamorado de este textooooooo:D

    ResponderEliminar
  3. aaaaaaaaaaaay :) y yo te tu blog cielo!
    un beso!

    ResponderEliminar